Suzanne Collins, la mujer detrás de la pluma de "The Hunger Games"


Suzanne Collins sabe lo que es cruzar al otro lado del espejo. Lewis Carroll tuvo que hablarle al oído en alguno de sus sueños y contarle la intrahistoria de Alicia en el país de las maravillas. Porque cuando esta estadounidense escribió su primer libro sobre Gregor y las profecías, lo hizo siguiendo en cierta manera a un conejo, no sabemos si blanco; que tenía prisa, no sabemos si con reloj de bolsillo y chistera, por llegar a una fiesta, creemos que del té. De hecho, llamó a la saga Las crónicas de las Tierras Bajas, siguiendo la estela del maestro C.S. Lewis y las de Narnia, con ratas y arañas gigantes y murciélagos. Abría así las puertas a otros mundos, no todos de fantasía.

La narración de estos acontecimientos iba a ser el preludio del relato futurista de ciencia ficción Los juegos del hambre, una trilogía que ha acabado sentando cátedra en esto de la literatura más allá de la realidad. Y todo por culpa de Teseo y el minotauro, que le sirvieron de inspiración: ella misma ha definido a su protagonista, Katniss Everdeen, como “un Teseo futurista”.

Suzanne fue una niña fascinada por la mitología, que vio muchas películas de gladiadores y que, con una infancia comandada por un padre historiador y militar, estuvo un año en la guerra de Vietnam. Así que el país ficticio de Panem no fue más que la Atenea que ella, como Zeus, tenía en su cabeza. Collins siempre había creído que la ficción superaba a la realidad y se inventó un mundo en el que un Gobierno despiadado fuerza a su pueblo a pelear a muerte solo por entretenimiento.

Para imaginar este futuro televisado, Suzanne solo tuvo que rebobinar hasta las historias contadas por un padre, que vivió la Depresión y que tuvo que cazar para comer. Hay mucha violencia en sus relatos, y no gratis, sino a cambio de una refl exión sobre nuestra impermeabilidad a la guerra, al hambre y a otras bestias.

Su andamiaje narrativo se comprende aún mejor cuando se ojean sus libros de cabecera: 1984, de Orwell; Matadero cinco, de Kurt Vonnegut; o El señor de las moscas, de Golding.Teníamos que haber empezado por aquí. Son los adentros de este bestseller ilustrado por el cine más taquillero. Suzanne Collins no da entrevistas, así que en lo personal también está envuelta en misterio.

¿Quién es?

● Nació en Connecticut (EE.UU.) en 1962. Su padre era oficial de la Fuerza Aérea.

● Comenzó su carrera en 1991, como guionista de televisión en programas infantiles.

● En 2008 publicó el primer libro de la trilogía Los juegos del hambre, del que se han vendido más de 23 millones de copias.

● Le siguieron En llamas (2009) y Sinsajo (2010).

● No da entrevistas.

● En 2012, se estrenó la primera película de la trilogía protagonizada por Jennifer Lawrence.

● Está casada con el actor Cap Pryor y tienen dos hijos.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

que mujer del bien

Anónimo dijo...

por que no da entrevistas??? sera que es tan soberbia como Jennifer Lawrence???

Alicia Contreras dijo...

Oye cuando conocistes a Jen para saber que es soberbia!?!? La conociste que emocion!!!!! :) <3

Publicar un comentario